Descongestión Judicial

La Oficina de Descongestión Judicial inició labores el 17 de marzo de 2008, estando conformada para esa fecha únicamente por cuatro (4) Jueces de Circuito Penal y tres (3) Magistrados de Descongestión Judicial, que conocían causas penales, en primera instancia del Primer Distrito Judicial de Panamá, junto a los cinco Magistrados del Segundo Tribunal Superior de Justicia. Posteriormente se fue ampliando las funciones de los Magistrados de Descongestión Judicial, quienes conocen apelaciones del Segundo, Tercer Circuito Judicial de Panamá, y la Provincia de Colón.

Para el mes de julio de 2010, se amplío el marco de intervención de Jueces Adjuntos a las jurisdicciones de Civil, Familia y Municipales Penales, lo que ha contribuido a la disminución del rezago judicial en los distintos tribunales a nivel nacional, en las jurisdicciones Penal, Civil y de Familia.

Actualmente se rige por el Acuerdo 01-B de 02 de enero de 2015 proferido por el Pleno de la Corte Suprema de Justicia, por medio del cual se crean Tribunales Temporales de Descongestión, y se encuentra bajo la dirección de la Lcda. Josefina Sclopis. Conformada por una Sala Transitoria del Segundo Tribunal Superior de Justicia del Primer Distrito Judicial de Panamá integrada por tres (3) Magistrados; siete (7) Jueces de Circuito Penal; siete (7) Jueces de Circuito Civil; tres (3) Jueces Municipales Penales; un (1) Juez Seccional de Familia; dos (2) Jueces Municipales de Familia; un (1) Defensor de Oficio; cinco (5) Asistentes de Defensoría de Oficio y demás personal administrativo.

Objetivos:

Proyectar a los usuarios del sistema una nueva percepción de la justicia panameña, a través de la labor desempeñada por el equipo de trabajo adscrito.

Disminuir la proyección de gastos del Órgano Judicial, al acortarse el plazo de resolución de los conflictos.

Agilización de cargas penales, civiles y de familia, al resolver los conflictos con celeridad en apego a los principios de oralidad, bilateralidad e inmediación, asegurando el respeto a la Constitución y las Leyes de la República, la protección de las Libertades y Derechos Fundamentales.

El trabajo desarrollado por la Oficina de Descongestión Judicial en las jurisdicciones Penal, Civil y de Familia a nivel nacional ha producido impacto en los usuarios del sistema quienes en reiteradas ocasiones han manifestado su interés en que se continúe con el mismo, por la celeridad que se imprime a sus procesos, así como por los Jueces Titulares, quienes al contar con la colaboración de los Jueces Adjuntos, han logrado adelantar las causas pendientes de decisión de mayor complejidad.

La finalidad del Programa de Descongestión en la Jurisdicción Penal, es reducir la mayor cantidad de causas para una mejor implementación del Sistema Penal Acusatorio en las Provincias de Chiriquí, Bocas del Toro, Colón, Darién y Panamá; pero también se busca la disminución de las causas penales, toda vez que se ha incrementado la criminalidad a nivel nacional, lo que ha traído como consecuencia el aumento de los procesos penales y, por ende, hacinamiento en los centros penitenciarios.

En el área civil es importante mantener el programa con el objetivo de brindar una respuesta al rezago en la práctica de pruebas y la dictación de sentencias debido al incremento contínuo en los negocios que se ventilan en dicha jurisdicción, como consecuencia del crecimiento económico experimentado por el país en los últimos años.

En materia de familia se requiere la intervención de nuestros Jueces Adjuntos para que se brinde una respuesta efectiva, en el menor tiempo posible, a los usuarios del sistema, ya que con nuestra intervención se ha reducido el tiempo para la realización de las audiencias y la dictación de sentencias.